La policía acorrala el derecho a la información

Un antidisturbios aparta violentamente a un periodista que grababa el desalojo llevado a cabo por la Policía durante la madrugada del pasado día 14, en la Puerta del Sol. / Víctor Lerena (Efe)

Unos trescientos indignados se manifestaron el miércoles por la tarde en la Puerta del Sol con motivo de la subida de la prima de riesgo. Los participantes del 15M decidieron en la asamblea del lunes que si la escalada de desconfianza de los mercados subía a 500 puntos iban a coger sus cacerolas y manifestarse en Sol. Los actos, como los de los días anteriores relacionados con el aniversario del movimiento, se desarrollaron de forma pacífica. Tras una hora de cantos, pitidos y cacerolada los quincemayistas decidieron marchar hacia el Banco de España. Dos cordones policiales de  antidisturbios les cerraron el paso dejándoles literalmente encerrados. Los medios de comunicación que les acompañaba quedaron atrapados en el mismo círculo.

La tensión se mantuvo durante casi una hora mientras el círculo se estrechaba y los simpatizantes llegaban al otro lado del cerco, convocados desde las redes sociales. Hubo varias identificaciones de gente que salía por goteo temerosa de un carga pero al final la policía ofreció un pasillo de salida para los manifestantes a cambio de una disolución pacífica. Antes de que los indignados decidieran aceptar la oferta, el cordón policial que bloqueaba la entrada a Sol se disolvió. La gente feliz coreaba “Sí se puede” mientras corría  a abrazar a los otros indignados que les esperaban en Sol. “Se ha terminado el secuestro ciudadano”, gritaban algunos. Fue en ese momento cuando uno de los antidisturbios salió desde detrás del cordón policial que permanecía en la calle Alcalá, se dirigió hacia Javier Zurita, fotoperiodista de la Agencia alemana Laif, y, sin mediar palabra, le arrojó de un golpe la cámara al suelo.

Zurita que estaba fotografiando cómo unos antidisturbios discutían con unos manifestantes no le vio llegar por el lateral. “Me golpeó en la cámara a propósito para lanzarla contra el suelo, el objetivo se ha roto y la cámara está dañada”, recuerda el fotógrafo. El antidisturbios se marchó sin atender sus reclamaciones, los compañeros del policía cerraron filas e impidieron el paso de Zurita. El fotógrafo se dirigió al agresor, pero este desapareció entre la fila de compañeros que afirman no haber visto nada. “El policía no iba identificado pero había seis compañeros suyos que lo han visto todo”, asegura Zurita.

El fotógrafo de la agencia alemana se dirigió a pedir explicaciones al jefe de los antidisturbios, y éste, muy correctamente, dijo no conocer la situación pero le pidió disculpas por cualquier posible incidente que hubiera podido ocurrir. “No es forma de actuar de la policía. Intentaré averiguar qué ha pasado, pero, claro, si no sabes quién ha sido no podemos hacer nada”. Otro policía preguntó: “¿Y no te cubren la cámara en la agencia?”. El fotógrafo no ha podido identificar al policía porque no llevaba número de placa. El jefe de los antidisturbios señala: “Esto ha podido ser una conducta puntual pero no es nuestra forma de proceder”

Javier Zurita se pregunta: “para no ser la forma de actuar de la policía no entiendo cómo esto se repite constantemente estos últimos días. Si hacen esto a la prensa, ¿qué no harán a la gente que encima no tiene tanta visibilidad? Si yo tengo que ir identificado y puedo ser juzgado si actúo mal, ¿por qué los antidisturbios no llevan visibles las identificaciones y así, si hay casos como me dicen “puntuales”, podemos denunciar a quién nos ha agredido?”

A poca distancia estaba otro fotoperiodista, Javier Bauluz, director de periodismohumano.com. quien comenta en un vídeo cómo fue increpado por los antidisturbios el pasado día 12, cuando desalojaban a los manifestantes de la Puerta del Sol. (minuto 3.35). Él afirma que estaba cubriendo la información del desalojo cuando la policía comenzó a empujarle: “Me dieron un golpe en la cara y en la espalda a pesar de haberme identificado como periodista. Me acusaron de estar cortando la Gran Vía. ¿Yo solo cortando la Gran Vía?”. Su agresión es una más que se suma a las que han sufrido más compañeros de prensa.

Algunos fotoperiodistas fueron expulsados literalmente de la Puerta del Sol el día del primer desalojo alegando que debían colocarse detrás del cordón policial. “Me llevaron a empujones hasta Callao porque se suponía que allí estaba el cordón policial, ¿Cómo voy a hacer fotos de lo que pasa en Sol si me empujan a diez minutos andando de lo que está sucediendo?”, declara uno de los reporteros. Y otro afirma: “la policía se condujo con violencia hacia nosotros obstaculizándonos el trabajo durante los desalojos a pesar de ir perfectamente identificados como prensa”

Bauluz está recogiendo pruebas de estos actos: “Estamos recopilando fotografías y vídeos, no se puede tratar así a la prensa que solo viene a hacer su trabajo”.

Ofelia de Pablos. Invitados. Cuarto poder.

(*) Ofelia de Pablo es fotoperiodista.

votar

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

De la mar y los barcos

Just another WordPress.com weblog

Aragonizate

Ser aragonés... ¡Cuestión de carácter!

El ilustrador de barcos

Mercantes, veleros y otros buques.

Emitologías

Explicaciones mitológicas para cotidianas expresiones

Enseñanzas Náuticas

Para conocer la mar y todo lo que le rodea

METAMORFOSIS

cambiar o morir

Reflexions d'un arqueòleg glamurós

La ploma més àcida de la xarxa

La Tronera de Celemín

Bitácora de un eterno aprendiz

Revista Diaria

Actualidad, salud, familia, finanzas, moda y mucho mas..

hungarianportrait

Portrait and Glamour Photography from Laszlo Racz

A %d blogueros les gusta esto: